¿Tu hijo es víctima de acoso escolar? Averígualo


Acoso Escolar

El término “bullying” parece estar de moda últimamente, aunque es un problema conocido popularmente desde hace muchos años como acoso escolar, lo cual implica comportamientos agresivos e intencionales que se dan no solo dentro de la institución educativa, sino que trasciende incluso hasta las redes sociales.

La psicopedagoga Bianca Fiaschi, indica que esta conducta puede manifestarse de diferentes maneras: agresiones físicas, verbales y psicológicas, con consecuencias que pueden repercutir incluso en la adultez.

De acuerdo a un estudio realizado en Venezuela por el Centro de Investigación y Acción Social “Gumillas” en 2013, 1 de cada 3 niños ha sido víctima de discriminación o violencia en su entorno escolar. Aunque no se manejan cifras con fuentes claras, los especialistas creen que los varones son más propensos a sufrir de acoso, sobre todo los de contextura delgada y los que usan lentes correctivos, quienes padecen agresiones físicas y psicológicas. En cambio, las hembras acosadoras serían menos identificables, pues su técnica se basa en excluir del grupo; pero las secuelas a largo plazo son más frecuentes en ellas, hostigadas regularmente las que sufren de sobrepeso o tienen alguna discapacidad física.

La especialista alerta que los efectos más importantes en las víctimas de bullying son:

A corto plazo:
– Baja autoestima.
– Depresión.
– Trastornos del sueño, incluso puede mojar la cama.
– Heridas sin justificación.
– Fobia social.
– Disminución del rendimiento escolar.

A largo plazo:

– Depresión crónica.
– Problemas psicológicos de larga duración.
– Comportamientos autodestructivos.
– Abuso de alcohol y drogas.

Al considerar los riesgos, se hace necesario prevenir o tomar decisiones inmediatas si estamos frente a este tipo de violencia. Por eso –indica Fiaschi- es importante no solo ofrecer atención a quien recibe bullying, sino a quien lo genera. Es allí cuando los padres deben identificar si su hijo es víctima o victimario, de acuerdo a las siguientes características:

Acosado:
– Presenta heridas y ropa rasgada.
– Cambios de humor constantes.
– Evita socializar.
– Manifiesta temor de ir a la escuela y baja su rendimiento.
– Pérdida de apetito.
– Suelen “extraviar” objetos personales o dinero en el aula.
– Bromea constantemente sobre su apariencia o personalidad.

Acosador:
– Es antipático.
– No asume responsabilidad de sus actos y no considera la disculpa como opción.
– Es rebelde y evita cumplir normas.
– Quiere tener siempre la última palabra.
– Es prepotente con familiares o compañeros.
– Disfruta humillar a los demás.
– Se expresa de manera despectiva de una o varias personas.

Medidas a tomar

En general, la psicopedagoga recomienda intervenir de inmediato, separar a los niños involucrados y abordar cualquier necesidad médica o psicológica. No obstante, son pasos que deben hacerse con mucho tacto, sin presionar a los pequeños en público y reaccionar de la siguiente forma cuando el niño es víctima de bullying:

– Debemos recordarle que no es culpable de la situación y reforzar su autoestima.
– Inspirarle confianza con buena comunicación.
– El docente debe realizar actividades que sensibilicen sobre temas de violencia y convivencia, mantener vigilancia durante las horas de recreo y en lugares estratégicos (baños, pasillos, patios). Además, debe llamar a padres y representantes si observa alguna irregularidad en el comportamiento de sus alumnos.

En caso de determinar que nuestro hijo es quien propicia el bullying, se debe buscar las causas de su conducta, explicarle que su reacción no es adecuada, enseñarle buenos modales, animarlo a que se disculpe con su víctima y elogiarlo cuando se porte bien. Fiaschi asegura que las actividades deportivas son una buena forma de canalizar su energía e inculcar disciplina.

Comparte lectura saludable:


Recientemente Publicado

»

¿A dónde va la grasa cuando perdemos peso?

¿A donde va la grasa cuando perdemos peso El mundo está obsesionado ...

»

El cerebro nunca para de crecer

El cerebro nunca para de crecer Da igual lo mayor que seas. Un ...

»

Qué son los ftalatos y por qué comer fuera puede aumentar el riesgo de una (dañina) exposición a ellos

Qué son los ftalatos y por qué comer fuera puede aumentar el riesgo ...

»

Aprende a llevar mejor el dolor pélvico durante tu embarazo

Aprende a llevar mejor el dolor pélvico durante tu embarazo Si ...

»

Cuando el dolor de cabeza es algo más: la cefalea migrañosa

Cuando el dolor de cabeza es algo más: la cefalea migrañosa Te ...

»

Las personas con diabetes tienen el doble de riesgo de mortalidad

Las personas con diabetes tienen el doble de riesgo de mortalidad El ...

»

El antídoto a la agresividad

El antídoto a la agresividad Cuando tenemos una actitud agresiva, ...

»

Una app detecta riesgo cardiovascular en pacientes asintomáticos

Una app detecta riesgo cardiovascular en pacientes ...

»

Qué comer para tener un hígado saludable

Qué comer para tener un hígado saludable Todos los alimentos y ...