Conoce el síndrome del miembro fantasma


miembro fantasma
La pérdida de una parte del cuerpo genera diversos traumas físicos y psicológicos que alteran el proceso de adaptación del paciente. Entre ellos se encuentra el síndrome del miembro fantasma, que consiste en la percepción de sensaciones de un miembro amputado. El psiquiatra, Paul Sánchez, explica que el cerebro sigue teniendo un área dedicada al miembro y el paciente lo siente.

Dolor en un miembro inexistente

Las sensaciones fantasmas también pueden ocurrir después de extraer otras partes del cuerpo y no necesariamente un miembro, por ejemplo luego de perder un seno, un diente (dolor del diente fantasma), o un ojo (síndrome del ojo fantasma). Su aparición es más frecuente dentro del primer mes después de la cirugía, y genera en el paciente síntomas emocionales, especialmente ansiedad, tristeza, labilidad, insomnio, pérdida del apetito y la mayoría de las sensaciones son dolorosas, señala Sánchez.

¿Cómo es posible esto?

Las sensaciones se deben al intento del cerebro por reorganizar la información sensorial luego de la extirpación –indica Sánchez- en la actualidad se plantean tres tipos de factores causales:

  • Periféricos: a nivel de las terminaciones nerviosas adyacentes del miembro amputado.
  • Centrales: cambios específicos a nivel de la corteza cerebral y la médula espinal.
  • Psicológicos: parecen contribuir en la etiología pero si afectan el curso y la gravedad de los síntomas.
Factores de riesgo

El psiquiatra asevera que los pacientes que presentaron dolor de preamputación, presencia de una coágulo sanguíneo e infección en el miembro amputado, así como el daño previo en la médula espinal o en los nervios periféricos que abastecían la parte afectada, tienen más probabilidad de experimentar dolor fantasma posteriormente. Los siguientes síntomas se perciben en un miembro que no existe:

  • Dolor.
  • Sensación de que el miembro aún está unido y funcionando normalmente.
  • Entumecimiento del miembro amputado.
  • Hormigueo.
  • Sensación de deformidad.
  • Sensación de frío y calor.

Los fármacos son la última opción Sánchez destaca que el malestar después de una amputación es breve, sin embargo, para quienes les persiste el dolor, un tratamiento farmacológico puede ser desafiante, lo recomendado es combinar ambos tipos de terapia (farmacológica y no farmacológica).

Terapia eficaz

El psiquiatra asegura que existe evidencia para sugerir que estimular los nervios o regiones del cerebro involucradas en el dolor, puede ayudar a algunos pacientes, y señala:

  • Estimulación nerviosa eléctrica transcutánea (TENS): consiste en enviar una pequeña corriente eléctrica a través de la piel hacia puntos en el camino nervioso.
  • Estimulación magnética transcraneal: éste es un procedimiento experimental que involucra un fuerte impulso magnético a través del cuero cabelludo hacia adentro del cerebro (proporcionando alivio temporal).
  • Estimulación de la médula espinal: se inserta un electrodo y se aplica corriente eléctrica en la médula espinal para aliviar el dolor.
  • Otros métodos no farmacológicos incluyen la terapia del espejo: consiste en imaginar el movimiento de la extremidad amputada y al mismo tiempo observar a través de un espejo el movimiento normal de la otra extremidad.

Lo anterior aumenta la reorganización e integración de la incoordinación entre la retroalimentación visual y propioceptiva.
“Después de una amputación, es importante decirle a su médico si experimenta dolor u otras sensaciones. El tratamiento más temprano por lo general mejora las probabilidades de éxito”, concluye el psiquiatra, Paul Sánchez.

Comparte lectura saludable:


Recientemente Publicado

»

¿A dónde va la grasa cuando perdemos peso?

¿A donde va la grasa cuando perdemos peso El mundo está obsesionado ...

»

El cerebro nunca para de crecer

El cerebro nunca para de crecer Da igual lo mayor que seas. Un ...

»

Qué son los ftalatos y por qué comer fuera puede aumentar el riesgo de una (dañina) exposición a ellos

Qué son los ftalatos y por qué comer fuera puede aumentar el riesgo ...

»

Aprende a llevar mejor el dolor pélvico durante tu embarazo

Aprende a llevar mejor el dolor pélvico durante tu embarazo Si ...

»

Cuando el dolor de cabeza es algo más: la cefalea migrañosa

Cuando el dolor de cabeza es algo más: la cefalea migrañosa Te ...

»

Las personas con diabetes tienen el doble de riesgo de mortalidad

Las personas con diabetes tienen el doble de riesgo de mortalidad El ...

»

El antídoto a la agresividad

El antídoto a la agresividad Cuando tenemos una actitud agresiva, ...

»

Una app detecta riesgo cardiovascular en pacientes asintomáticos

Una app detecta riesgo cardiovascular en pacientes ...

»

Qué comer para tener un hígado saludable

Qué comer para tener un hígado saludable Todos los alimentos y ...